agosto 25, 2009

Somos uno


Son tus fantasías mi alimento,
Son tus pensamientos mis anhelos,
Son tus besos mis recuerdos,
Son tus caricias mis sueños,
Eres tú el protagonista de este verso.

Son tus labios mi deseo,
Son tus manos las que recorren mi cuerpo
Es tu lengua envenenada la que acaricia mis senos,
Es tu esencia derramada la que calma mi tormento
Es tu lujuria prolongada la que aumenta mi desvelo.

Son mis fantasías tus deseos,
Son mis pensamientos tu alimento,
Son mis besos tus recuerdos,
Son mis caricias tus sueños,
Soy yo la que te ama, y sabes que no miento.

Son mis labios los que te aclaman,
Son mis manos las que calman mi deseo,
Es mi lengua envenenada la que anhela recorrer tu cuerpo,
Es mi esencia derramada la que extraña el calor de tu aliento,
Es mi lujuria prolongada la que aumenta tu desvelo.

Son nuestros pensamientos los que nos mantienen unidos,
Son nuestros besos los recuerdos que nos mantienen vivos,
Son nuestras fantasías nuestra lujuria de desearnos,
A cada segundo, a cada momento;
Es en nuestros sueños donde nos amamos,
Porque aun no podemos vernos.

Y este deseo que corrompe nuestros cuerpos,
Y estos anhelos que son nuestro alimento,
Son parte de una fuerza que no entendemos,
Son parte de un sentimiento, qué es único y es nuestro,
Somos uno, y eso…
Sólo tú y yo lo sabemos.

Mariela Reneé García Vélez
Agosto 25, 2009
22:42 horas.

1 comentario:

Anónimo dijo...

el poema es bueno...yo no conosco escritores que se basen en la relacion de uan parejas para escribir poemas pero si son buenos...