abril 01, 2016

Denominador Común


Siempre creí que cuando tuviese al novio del cuento
Cambiaría los 100 versos de desilusión por un millón de amor y de ilusión…
De esos que tienen 4 palabras que empalagan al corazón…

Pero no, mi historia, como todas, ha tenido varios colores…
Desde la paleta de pasteles, hasta los más oscuros y débiles…
No me mal interpretes…
Pero, cuéntame… ¿Qué relación no tiene cielo celeste, tempestuosa tormenta y un arcoíris resplandeciente?

Mi relación no es perfecta como el rosa…
… Pero tampoco es negra como la noche sin luna ni estrellas esplendorosas…

Ha juzgar por otras…
He visto infinidad de historias…
Las que empiezan odiándose, aprenden amarse, y terminan porque no saben si el amor se acabó…
Las que empiezan de niños, pasan por la zona de amigos… y después descubren que son tal cual los dos…
Las que no saben dónde empiezan, pero igual se enamoran, y deciden jurarse eterno amor
Las que saben que es amor, pero la cobardía gobierna a los dos corazones apendejados porque no saben si es si o es no…
Las que perdonan infidelidades porque creen en el “ya no lo vuelvo hacer”
Las que permiten insultos y golpes porque “se enojó” y le temen al “Señor”…
 
He visto historias de hombres que se convierten en tarados por la que no les amo,
Y a mujeres convertirse en sumisas por aquel que les ofreció la luna
Y en su lugar les dejo una cuna sin protección…
He visto a mujeres ser las más arpías y jugar a ser las más cabronas por “bonitas”…
Y se quedan sin las dos tortas por “putitas”
He visto a los hombres jugando a ser el “Don Juan” del barrio,
Y terminan encontrando a la horma de su zapato…
 
Y sí, todas empiezan con un denominador común: “El Amor”



Mariela Reneé García Vélez
Abril 01, 2016
16:36 horas
 

No hay comentarios.: